28 marzo 2009

Segundo modelo de éxito: Hong Kong

Si él segundo modelo que he elegido debido a sus excelentes resultado en la Prueba Pisa es el modelo educativo de Hong KongHong Kong, el otro modelo de éxito, la libertad en un gobierno comunista.

Basado en el informe:"la educación en Hong Kong disfruta de libertad" escrito por Ian Kwan

El elemento principal de la reforma hongkonesa es que se impuso a las escuelas la responsabilidad de alcanzar determinadas metas, pero también se les dio autonomía para escoger el camino. Así, los centros pudieron cambiar los programas y los horarios. Muchos experimentaron, con bastante éxito, la fórmula de las “madres lectoras”, voluntarias a las que se prepara para ayudar a los niños leyendo cuentos con ellos. Este sistema de voluntariado se amplió mediante el proyecto “Embajador de la Lectura”, que ha formado a unas 2.500 personas –padres, estudiantes universitarios, jóvenes que estudian para maestros, alumnos de los últimos cursos de secundaria– para reforzar la enseñanza de la lectura y fomentar en los chicos la afición a leer. Todo esto resulta más admirable si se tiene en cuenta que en Hong Kong se enseña a leer en las dos lenguas oficiales: chino e inglés.



Desde inicios del siglo 90 con la reforma educativa se crearon tres tipos de escuela según su financiación: escuelas estatales, totalmente financiadas por el gobierno y cuyos profesores son funcionarios de pleno derecho que disfrutan de retribuciones muy buenas; escuelas subvencionadas (Aided Schools), que en un tiempo fueron escuelas privadas y ahora se han vuelto semipúblicas, y son totalmente financiadas por el gobierno en virtud de una legislación especial, y cuyos profesores reciben prestaciones parecidas a las de los funcionarios; y escuelas privadas, cuya financiación pública es variable: en unas cubre una parte de sus necesidades respecto al terreno, edificios y gastos de funcionamiento, mientras que otras no perciben nada en absoluto, y cuyos profesores son empleados de empresas privadas.

Estas tres categorías principales siguen existiendo, pero ha habido un cambio importante: la creación de un nuevo tipo de escuela privada denominada Direct Subsidy Scheme o DSS.

Las DSS tiene las siguientes facultades:
* Elegir a qué alumnos admiten
* Cobrar tasas
* Gozar de completa libertad en cuanto al plan de estudios
* Inspirarse en una religión o no
* Contratar y despedir a sus empleados de acuerdo con la legislación laboral
* Elegir el idioma en el que se realiza la educación.

Es decir, se autogestionan, pero la importante diferencia consiste en que la Oficina de Educación, sin eliminar las características de las escuelas privadas antes mencionadas, también proporciona a las escuelas DSS una financiación que cubre los salarios del personal docente y no docente, y los gastos de funcionamiento.

Las escuelas DSS de nueva creación también pueden recibir el terreno que necesita el centro, así como financiación para levantar los edificios y mantenerlos.

¿A que se comprometen las DSS?

*No pueden cobrar de más por la escolarización.
*una parte de los ingresos por matrículas por encima de una cierta cantidad, tiene que ser dedicada a becas y ayudas para aquellos que no pueden costearse la educación.
* Los alumnos deben tener la posibilidad de presentarse a los exámenes oficiales del Departamento de Educación para el ingreso en la universidad.
* Los profesores no gozan de prestaciones parecidas a los de los funcionarios, a diferencia de sus colegas de las escuelas subvencionadas.



Si una escuela DSS decide participar en el sistema centralizado de asignación de alumnos, queda obligada a admitir a los que le hayan sido asignados; las escuelas DSS que optan por no participar en la asignación central, buscan y admiten a los alumnos de acuerdo con sus propios criterios.

Como muchos aspectos políticos, culturales y económicos de China, la lectura también se ha visto beneficiada de la apertura comercial.

Hoy en día, se han instalado en Hong Kong una gran variedad de librerías, incluso temáticas, ubicadas en puntos estratégicos: escuelas, parques, centros recreativos, y plazas comerciales; “Sanlian” es una de las más famosas. Así, la venta de libros al menudeo representa un fenómeno exitoso que estimula la adquisición de textos entre todos los rangos de edad de la población.

Es importante recalcar que la intromisión de China en la Organización Mundial de Comercio (OMC) ha sido la política fundamental y definitiva, pues uno de los reflejos más positivos de este fenómeno se dio en el año 2004, cuando las empresas mayoristas, editoras y comercializadoras de libros accedieron a la inversión extranjera.

Estas acciones han hecho que Hong Kong cuente con la mayor parte de las 55 librerías distribuidoras de China, y que en su territorio puedan encontrarse edificios de 10,000 metros cuadrados que las alberguen: pequeñas ciudades de lectura.

Un aspecto significativo en este prisma de políticas económicas, es la tendencia de los lectores chinos a sustituir los libros por el internet, pues el número de lectores vía PC ha aumentado de 6% a 10% y el número de lectores de libros impresos ha disminuido del 66% al 51% anual.

Aún así los habitantes de Hong Kong, leen en promedio 20 libros al año, destacando el hecho de que las historietas, comics, o mangas, tienen una influencia definitiva en los hábitos de lectura de los chinos.

Puede acotarse que la política de lectura de Hong Kong pende del hilo del mercado, pues tiene en la inversión extranjera a su punta de lanza. La llave de un alto nivel de lectura ha sido la oferta de grandes opciones para el lector, opciones nacionales e internacionales para una densa población, competencia que disminuye los precios del libro, la construcción de inmensas librerías y puntos de lectura y el establecimiento de estos en puntos de reunión estratégicos.

Muchas librerías prestigiadas, verdaderas compañías transnacionales que multiplican las opciones del comprador, permitiendo que el capital de fuera les surta y les de vida.