14 febrero 2008

Un baul para cada uno



Se le entrega a cada niño "un baul" o una caja y ellos deben llevarla, de dos en dos, a casa, para traerlo con sus libros favoritos. Lo que busca esta actividad es que ellos se interesen por su propia colección de libros. Intercambian los libros con sus compañeros. Sus compañeros se interesen por nuevos libros y sepan que cada uno tiene su pequeña biblioteca.

Los libros siempre estimulan la imaginación, incrementan el vocabulario y le dan pautas de sociabilización.

Ilustración Natali Sejuro